Las Viñas

Albariño de la finca L'Escala (11 de octubre de 2008).

El Albariño es una variedad blanca de Galicia y el norte de Portugal, además del vino elaborado con esta variedad de uva, especialmente en la denominación de origen Rías Baixas. También emplea esta variedad el Vinho verde portugués. Caracteriza la uva su aroma, muy parecida a la del Viognier, recordando a la de albaricoque.

El prestigio del vino albariño, que alcanza los 13 grados en el Salnés, hizo recuperar las cepas autóctonas, comenzando la replantación en 1960. En esta comarca es ya, prácticamente, la única variedad cultivada.

El Albariño es considerada una de las variedades autóctonas más importantes de Galicia, dentro de las 220 variedades autóctonas catalogadas. Es una variedad de colgantes pequeños, de maduración temprana y vigor medio. Tiene un color amarillo pajizo, brillante, con tonos dorados y verdes. Posee aromas florales y frutales que impresionan agradablemente, de intensidad media y duración media-larga. Su sabor es fresco y suave, con suficiente cuerpo y grado alcohólico (entre 11 y 13 % vol.). Acidez equilibrada (entre 7 y 9 g/l , armoniosos y de amplios matices. Su sabor es agradable, elegante y completo.

El vino albariño es un vino monovarietal elaborado con la uva Albariño. A diferencia de algunas similitudes con las variedades francesas y alemanas, cultivadas en las riberas del Rin, es sin duda una uva autóctona. Estuvo a punto de desaparecer debido a su delicadeza y su escaso rendimiento, comparada con la fortaleza y el mayor volumen producido por las cepas híbridos que producen un vino de poca calidad.

Síguenos en: